Algo se mueve en la maleza…

La exposición esta compuesta por 8 pinturas de gran formato de producción reciente en las que el artista plasma sus reflexiones en torno a la visualidad en los campos de la pintura que lo han obsesionado durante los últimos años. El proceso de producción de la obra de David es particular, así lo describe, Erik Castillo, destacado crítico y teórico de la pintura mexicana actual, “su estrategia es pintar con esmaltes sobre vidrio y desprender la película de fluido ya seco para transferirla a un lienzo, el cual será re-trabajado con acrílicos por el artista en una fase que podríamos considerar como “postproducción pictórica”, lo cual es una de las características más llamativas en el perfil artístico de David. El resultado de estas operaciones que trascienden lo meramente técnico, es una presentación visual y matérica inconfundible y detonante de significado”. Las piezas de David son de gran colorido y composiciones visuales contundentes en donde recurre a imaginarios fantásticos habitados muchas veces por animales, aves específicamente, y figuras humanas que sirven de metáforas de la condición actual del ser humano en donde se refleja el abandono, el extravío, la liberación y otras experiencias de lo vivido en la actualidad. Además de las piezas que presenta, el artista va a ser una intervención al muro de la galería el día anterior a la inauguración, miércoles 30, una pieza pensada específicamente para el espacio en la cual David refleja otras de sus habilidades e intereses estéticos. Sin duda será un placer asistir y contemplar todos esos microuniversos que David presenta en esta exposición para descubrir los simbolismos que sutilmente nos sugiere a través de impresionante trabajo.
Compartir:
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp